Cómo definir la estrategia de Almacenamiento TI adecuada para tu empresa

almacenamiento ti

Existen pocos productos y servicios, al menos cuando hablamos de tecnología, que sean de aplicación universal. Así ocurre, por ejemplo, con el almacenamiento TI.  Esto, que se ve muy claro si pensamos, por ejemplo, en un automóvil (no necesitará el mismo un transportista, que una persona que lo va a utilizar para salidas de fin de semana, que una familia de cinco miembros que hace viajes largos) a veces se nos olvida cuando nos referimos a servicios para empresas. Todo negocio lo necesita, pero no a todo el mundo le sirve la misma oferta y configuración.

Almacenamiento TI: un elemento estratégico para cualquier negocio

Decíamos que toda empresa lo necesita. Tal vez alguna pyme o micropyme piense que es un desembolso económico que puede ahorrarse. Sin duda, y como señalábamos al principio, no tendrá por qué hacer una inversión tan importante y compleja como una multinacional, pero es un tema que tampoco podrá descuidar. Para hacernos conscientes de esa necesidad de guardar (y salvaguardar) los datos de nuestro negocio, pequeño o grande, basta pensar en la dependencia que tenemos de ellos para seguir funcionando. O en las consecuencias (en forma de pérdida de prestigio, de multas por vulneración de normativas de protección de datos, de dinero, por tener que poner solución donde no hemos puesto prevención, etc.) que tendría para nosotros descuidar un aspecto tan básico.

Planificar y prevenir, la base del buen almacenamiento TI

La variedad de oferta en temas de almacenamiento TI puede llevar a algunas empresas a escoger cualquier producto (porque es el que más le suena, o porque es el más económico) sin una adecuada reflexión sobre el uso que va a dársele. Asimismo, una vez instalado, no todas las compañías realizan las copias de seguridad de forma adecuada. Y aún son más las que no tienen un plan previsto en el caso de una pérdida de información relevante. Las fugas de información no son algo que solo ocurra a las majors de cine cuando van a lanzar un estreno. Los ciberdelincuentes salen a ‘pescar’ y lanzan ataques masivos que pueden afectar a cualquiera. Sin olvidarnos de los accidentes que pueden deteriorar nuestros sistemas. Así que sí: es necesario contar con un plan.

Una estrategia de almacenamiento TI personalizada

Así pues, ¿qué tendremos que tener en cuenta al abordar nuestra estrategia de almacenamiento TI? Primero, hacer una estimación del volumen de datos con el que contamos. El presupuesto del que disponemos también se tendrá en cuenta, aunque la disponibilidad de oferta hoy día permite hacer una adecuada gestión de datos a precios muy competitivos. Una de las primeras elecciones que realizaremos será el uso de dispositivos físicos, virtuales o una mezcla de ambos para nuestros backup. Aunque el uso de la nube para almacenar datos está cada día más extendido, en algunos casos puede ser recomendable utilizar también almacenamiento tradicional (su proveedor le explicará las diferencias entre los sistemas SAN, NAS, etc. y le recomendará el mejor para su caso).

También deberá tener en cuenta las normativas existentes en cuanto a protección de datos. Ese es uno de los motivos que lleva a muchas empresas a utilizar el backup online para datos que requieren especial protección, y que deben mantener una copia fuera de las instalaciones de la compañía. Por otra parte, su departamento interno (o externo) de TI deberá asegurarse de conocer en todo momento varias cuestiones: qué datos se están copiando; dónde se están almacenando; con qué RTO (Tiempo Objetivo de Recuperación) y RPO (Punto Objetivo de Recuperación) cuentan (eso marcará qué información recuperaremos en caso de desastre); qué nos dice nuestro plan de Disaster Recovery sobre los pasos a seguir (por todos y cada uno de los miembros de la empresa) tras un incidente grave y una pérdida de datos; ¿cuánto tardaremos en volver a la normalidad?; tenemos copias de seguridad, pero ¿funcionan adecuadamente en el momento de proceder a reinstaurar la información?, etcétera.

Si decide que otras áreas de su negocio necesitan toda su atención, y que prefiere delegar la estrategia de almacenamiento TI de su empresa, en INFORDISA nos comprometemos a acompañarle durante todo el proceso (en la elección e implementación, pero también en la gestión del día a día, si así lo prefiere). Para aportarle tranquilidad y ayudarle a consolidar y hacer crecer su negocio.

 

eBook Disaster Recovery BLOG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *