Pasar a Cloud en 10 pasos

Seguramente ha oído hablar alguna vez sobre los beneficios que la nube puede aportar a su empresa, y le gustaría comprobarlo. Pasar a la nube es sin duda un cambio importante y necesita una buena reflexión a conciencia. A continuación le mostraremos 10 pasos que le podrán ayudar a reflexionar si la nube es una buena idea para su empresa.
 
[av_dropcap2 color=”default”]1[/av_dropcap2]¿Sabe que debe estar en la nube?
Hacer el cambio hacia la nube supone bastante dedicación y estudio previo puesto que es trascendental para su empresa. Por eso, antes de tomar la decisión, es necesario plantearse si es o no, una buena elección, y si realmente es necesario. Es necesario observar la instalación actual, estudiar el modus operandi, y analizar cómo la implementación en la nube, podría ayudar a su empresa. Este estudio, lo realizamos nosotros sin compromiso, y junto con el cliente, decidimos si es una buena opción, y cómo sacarlo adelante. Un cambio de estas características, requiere que el estudio del cambio sea esmerado y dedicado, para no afectar en absoluto a su día a día de trabajo.
 
[av_dropcap2 color=”default”]2[/av_dropcap2]Calcule el coste de la operación con la forma de trabajar tradicional.
Para calcularlo, la mejor manera es hacerlo proyecto a proyecto, y después, incluir todos los demás gastos que pueden ser comunes para todos los proyectos. 
 
[av_dropcap2 color=”default”]3[/av_dropcap2]Determine el coste de traslado a la nube.
Pasar a la nube comporta gastos en la educación del trabajador, gastos producidas por el traslado de las aplicaciones en la nube, entre otras. 
 
10 pasos para pasar a la nube
[av_dropcap2 color=”default”]4[/av_dropcap2]Pida presupuesto para saber lo que costaría hacer el cambio en la nube.
Es básico saber con qué inversión nos movemos a la hora de pasar información a la nube. Es en ese momento que deberemos decidir si pasarlo todo, o sólo algunas partes de la instalación, y calcular lo que supondría cada opción. Pidiendo presupuesto a Infordisa, observará todos los aspectos a tener en cuenta detallados, para permitir una decisión con fundamento y coherente.
 
[av_dropcap2 color=”default”]5[/av_dropcap2]Decida qué nivel de virtualización requiere.
Una vez decidida la cantidad de trabajo que se llevará a cabo, es necesario decidir los temas relacionados con la virtualización. Es necesario escoger, en términos de virtualización, que es lo que mejor nos funciona, y qué cantidad se necesita.
 
[av_dropcap2 color=”default”]6[/av_dropcap2]Marque los requisitos.
Solicite cuáles son las necesidades técnicas y determine los parámetros de rendimiento a tener en cuenta, a fin de que podamos definir la mejor instalación.
 
[av_dropcap2 color=”default”]7[/av_dropcap2]Pídale presupuesto.
Verifique los gastos de funcionamiento de los próximos años. El presupuesto incluirá también las tarifas basadas en las combinaciones de utilización de aplicaciones, almacenamiento y número de usuarios.
 
[av_dropcap2 color=”default”]8[/av_dropcap2]Revise los gastos y beneficios.
A partir del presupuesto, ya puede determinar el coste real de la computación en la nube para su empresa. Una vez tenga estos datos, podrá compararlo con sus actuales gastos.
 
[av_dropcap2 color=”default”]9[/av_dropcap2]Empiece con el cambio.
Llegó la hora de definir si la propuesta se ajusta a las necesidades. Reflexione sobre la posibilidad de generar un Cloud público, privado o hibrido si es necesario. Según el tipo de instalación, es posible que sea una buena opción optar por un cloud hibrido y progresivamente pasarlo a público. También hay que definir todas las pautas de actuación y revisar el cambio. Infordisa generará un esquema de actuación que permite a cliente y proveedor, realizar un seguimiento esmerado de la evolución del proyecto.
 
[av_dropcap2 color=”default”]10[/av_dropcap2]Pase en la nube.
Un proyecto de estas características, es siempre mejor dejarlo en manos de expertos como los técnicos de Infordisa antes que en manos de aficionados. Nosotros definiremos los plazos de entrega junto con el cliente para definir el mejor esquema de actuación, para que afecte lo menos posible al día a día del cliente.
 
Éste es el seguimiento a seguir antes de realizar una migración de su instalación a la nube. Este cambio y todos los trabajos realizados, se supervisarán por profesionales permitiendo una transición suave y poco intrusiva. Sólo nos queda recordaros que como conclusión, pasar la instalación en la nube o hacer cloud computing, permite a las empresas como la suya, y cada día además PYMES, sacar el máximo rendimiento de sus sistemas informáticos optimizando la instalación y el funcionalemtn.
Reflexione sobre el Cloud computing, un cambio inevitable que se ha convertido en en el punta de lanza de los principales fabricantes, y que Infordisa le ofrece de una forma profesionalizada, adaptada a sus necesidades, y con total proximidad y soporte técnico.

Infordisa

Infordisa

Departamento de Marketing

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.